LIDERAZGO

El ser líder no solo se debe generalizar con cambiar la forma de ser o pensar de las personas, también tiene que ver con la capacidad de tomar iniciativa, proporcionar ideas innovadoras y saber dirigir o guiar a las personas de manera eficiente, teniendo la capacidad de dar órdenes y también tomando en cuenta las inquietudes de las personas que se encuentran bajo su cargo.

Liderazgo se define como el conjunto de habilidades y competencias que debe poseer una persona para influir en las acciones y pensamientos de los demás.

Dentro del entorno laboral es de vital importancia la figura de un buen líder, ya que dicha persona es la encargada de guiar a un determinado grupo de personas a la consecución de los objetivos de manera más rápida y efectiva.

Liderazgo empresarial, es un tipo de liderazgo ejercido por la persona a cargo dentro del ámbito empresarial-institucional. Posee la cualidad de comunicarse de forma exitosa con los empleados al momento de hacer recomendaciones o sugerencias, formando un vínculo con ellos para lograr el objetivo a conseguir de dicha empresa. Una de sus funciones más importantes es la supervisión del modus operandi de todas las áreas de la organización para así obtener éxito.

Existe una diversa variabilidad en los líderes, sin embargo “No siempre se necesita tener un título destacado para comportarse o ser considerado como un líder”, indica Poly Labarre, autora de libros relacionados sobre liderazgo y negocios. Hay líderes natos los cuales tienen la habilidad de cambiar el sistema, porque constantemente se hacen preguntas sobre la organización de la que forman parte, tienden a rediseñar el sistema de trabajo para tener mejores resultados.

Otros tipos de liderazgo a mención son:

Autocrático

Democrático

Laissez faire

Paternalista

Carismático

Lateral

 

Autor: Lic. Adriana Cristina Cruz Rodríguez



Deja un comentario